Ocio, entretenimiento

Cabecera interior

El Monaguillo: "Mi espectáculo no está tocado por el coronavirus"

El cómico presenta en Abre Madrid, en IFEMA, Feria de Madrid, su famoso espectáculo ‘¿Sólo lo veo yo?’, donde la improvisación y la interacción del público toman protagonismo.

09 jul 2020

Cuando está a punto de cumplir las dos décadas subido a un escenario, Sergio Fernández, El Monaguillo, vive en la actualidad el momento de mayor éxito de su carrera. Su participación en programas como El hormiguero le han dado un impulso mediático, aunque él ya llenaba salas de teatro con sus monólogos desde tiempo atrás. Su espectáculo ¿Sólo lo veo yo? lleva cosechando éxito en todas las ciudades en las que recala, y ahora llega los días 10 y 11 de julio al ciclo Abre Madrid, en IFEMA, Feria de Madrid.

Ha celebrado 20 años en el mundo de la comedia en plena pandemia, ¿suena a chiste no?

Fíjate que no me la esperaba [risas], de hecho estoy mirando más ya la jubilación que la pandemia. Hace dos décadas que empecé en la radio, en Onda Cero, y en el año 2000 ya empecé a actuar por garitos, por el circuito de comedia que había en España entonces. Las tablas te dan todo este aprendizaje, sobre todo cuando te tienes que enfrentar a escenarios como el de IFEMA. ¡Una locura!

¿Sientes respeto por un escenario tan grande como el de Abre Madrid?

Claro, pero no por el aforo, porque probablemente he actuado en teatros con más gente, si no porque el escenario será muy grande y el público mantendrá las distancias de seguridad entre sí y estará separada. Tengo el síndrome de Freddie Mercury, y creo que voy a salir al escenario dando una patada al micro y pasearme sobre las tablas como hacía él. Me gusta tener nuevos retos en mi carrera, y esta forma de volver a la normalidad es más bestia de lo que era habitual. 

¿Cómo vas a trabajar la cercanía con el público?

Antes del confinamiento, gran parte de mi espectáculo se hacía con el público. Me acercaba a la gente, hablaba con ellos… ahora voy a hacerlo con un micrófono jirafa, como los del cine, que tiene unos dos metros, para así seguir conectado con la gente pero sin traspasar la distancia social ni que tenga que interactuar con ningún objeto. En ¿Sólo lo veo yo? la gente canta y baila conmigo (muy difícil superar lo mal que bailo yo), e intento que la gente pierda la vergüenza. Quiero que se convierta en una reunión de amigos en un espacio muy grande, como cuando vemos comedia en EE UU de míticos como Richard Pryor, que hacen su show en estadios incluso.

¿Es un espectáculo para toda la familia?

Es un espectáculo muy blanco, para toda la familia, muy al estilo Pixar, que los niños y mayores se lo pasan bien. Contaré cómo era mi infancia y la diferencia con la infancia de ahora, cuando iba a la feria, las relaciones familiares de ahora, cómo ligábamos...

¿Te ha cambiado mucho la vida el éxito televisivo?

La televisión lo cambia todo, eres una luz roja donde estés y yendo con la familia puede ser, además, un problema. Llevo seis años en El hormiguero y ha sido un trampolín gigante,  es un gran altavoz, es un partido de Champions. Durante el confinamiento, además, he podido demostrar con Pablo Motos que era posible hacer un programa de radio para televisión. Yo hace seis años, cuando empecé a trabajar en El Hormiguero, pasé a una nueva normalidad, que era perder el anonimato, que no es bueno ni malo, es distinto. Yo sigo siendo el mismo, pero cuido todo mucho más. La popularidad es una parte del éxito.

¿Cómo se afronta desde el humor una pandemia como la del coronavirus?

En El hormiguero yo acuñé el término confitado, en vez de confinado, porque empezamos a cocinar sin parar, de hecho, creo que hemos hecho pan para seis pandemias más. Yo voy a intentar que mi espectáculo no esté tocado por el coronavirus, aunque las historias nos van a llevar a hablar de la distancia social, de las mascarillas… y todo esto se terminará incorporando al humor, como los músicos incorporan las tendencias. Los cómicos también están en la actualidad. Pero yo quiero seguir haciendo el tipo de espectáculo que siempre he hecho, pero sacaremos un poco de risa al coronavirus, que bastante mal ya lo hemos pasado.

Dónde
Abre Madrid.
El Monaguillo, ¿Sólo lo veo yo?
10 y 11 de julio.
IFEMA, Feria de Madrid
Av. del Partenón, 5.