Educación

Cabecera interior

Nueva enseñanza virtual, ¿estamos listos?

La crisis provocada por el coronavirus ha obligado a los centros de enseñanza a trabajar en modelos educativos digitales para poder seguir formando a los alumnos

11 sep 2020

El coronavirus ha cambiado en tan solo unos pocos meses la vida de todos, alterando por completo nuestra forma de trabajar, de disfrutar del tiempo de ocio o incluso modificar el tipo de enseñanza que reciben jóvenes y adultos.

La situación excepcional que ha sacudido a todos los países del globo ha obligado a readaptar estructuras ya organizadas para preservar la salud de los ciudadanos y permitirles seguir desarrollando su actividad profesional o sus estudios.

En al ámbito docente, se ha puesto a prueba la denominada nueva enseñanza virtual, la capacidad de poder continuar con las clases de cualquier curso escolar, universitario o formativo, sin necesidad de acudir de manera presencial a las aulas. Sin embargo, esta metodología online supone un desafío para docentes y alumnos, pese a vivir en una era plenamente tecnológica

Las claves de la enseñanza virtual

La enseñanza virtual es, básicamente, aquella donde un estudiante puede aprender ‘online’ utilizando diferentes herramientas o recursos facilitados por el profesor o el propio centro académico:

  • Material didáctico
  • Ejercicios online
  • Reuniones a través de programas de vídeo en directo
  • Exámenes
  • Tutorías personalizadas

                                                                               

La educación virtual está estrechamente ligada a los avances de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (las conocidas como TIC), las cuales se basan en la recuperación, procesamiento y envío de la información a través de diferentes dispositivos electrónicos, como ordenadores, tablets o smartphones.

Durante los meses de confinamiento, todos los centros docentes de España, ya sean de educación obligatoria, Formación Profesional, universitarios o de otras disciplinas académicas han tenido que asimilar estas herramientas para tratar de continuar el curso con una relativa normalidad.

El Ministerio de Educación y Formación Profesional ha puesto al servicio del cuerpo docente material formativo para tratar de aplicar las TIC en las aulas. “Los objetivos de estos materiales son profundizar en el conocimiento y utilización de las herramientas informáticas en el proceso de enseñanza-aprendizaje en educación primaria y reflexionar sobre las estrategias metodológicas concretas para la integración de estos recursos TIC en la práctica docente y crear recursos educativos para su aplicación en el aula”, afirman desde el propio órgano.

El Instituto Nacional de Tecnologías Educativas y Formación del Profesorado, un organismo ligado al Ministerio de Educación, también cuenta con diferentes recursos para ayudar a los profesionales de la enseñanza a utilizar estas nuevas herramientas:

  • Procomún: Un portal que permite  buscar, crear o modificar miles de recursos educativos y de aprendizaje, dentro de un amplio catálogo en el que están presentes las principales asignaturas escolares.
  • eXeLearning: Se trata de una herramienta abierta a toda la comunidad educativa, un software libre para ayudar a los docentes en la creación y publicación de contenidos web, exportables en diferentes formatos.

Cómo aplicar la educación virtual en las aulas

La Red Educativa Mundial, una organización internacional que tiene por finalidad elevar el nivel educativo tanto de estudiantes como de profesores a través del uso de las nuevas herramientas TIC, expone cuáles son algunos de los principales aspectos a tener en cuenta para la construcción del modelo virtual en una institución educativa:

  • Acceso a Internet: Fundamental para el desarrollo de la enseñanza virtual.
  • Herramientas de colaboración: Comunicación por chat, teleconferencia, videollamada y compartir pantalla.
  • Una plataforma virtual de aprendizaje: Herramientas ‘online’ que permitan estructurar contenidos en nuevas metodologías de aprendizaje
  • Capacitación docente: “El correcto uso de las herramientas en nube por parte del docente es esencial para el desarrollo normal de una clase virtual”.

Los problemas que presenta la enseñanza virtual

La educación virtual ha presentado dos problemas en su intento de convertirse en una sustituta de la educación presencial durante las etapas de confinamiento.

En primer lugar, muchas familias han sido incapaces de acceder a las plataformas online debido a la falta de acceso a Internet. Una situación que se repite en un gran número de hogares y que se debe a factores como:

  • Recursos económicos bajos.
  • Falta del material necesario (ordenadores que funcionen adecuadamente, una conexión a la red rápida y estable, etc).
  • Se encontraban confinados en lugares donde carecían de Internet o material informático.

El segundo problema surgió por la falta de tiempo para adaptar estas herramientas al curso vigente. El avance del coronavirus obligó a actuar rápido y a suspender repentinamente el periodo escolar. Los cuerpos docentes tuvieron que improvisar la continuación de las clases a través de portales que, en su mayoría, carecían de los recursos necesarios para desarrollar los temarios previstos o realizar exámenes o ejercicios de forma ‘online’.

No obstante, a las puertas del curso 2020/2021, las instituciones de enseñanza han buscado adaptarse a esta nueva situación y contar con herramientas TIC en caso de que las clases sean semipresenciales o, directamente, solo por Internet.

La educación y la formación continúa del estudiante tienen su espacio de referencia dentro de la programación de IFEMA a través de Aula, la feria que ayuda al alumno a decidir eficazmente su futuro formativo y profesional.

Aula combina una oferta de centros educativos y formativos, entidades y empresas de servicios que dan respuesta a las necesidades de formación de estudiantes (de cuarto  de E.S.O en adelante) que acuden a elegir el centro en el que formarse para acceder al mercado laboral.